Boom!

¡Las actrices Emma Stone, Jessica Chastain y Jennifer Lawrence hablan sobre lo difícil que es ser mujer en Hollywood!

Jennifer LawrenceEmma StoneMary J. BligeJessica ChastainAllison Janney y Saoirse Ronan protagonizan la portada de The Hollywood Reporter dedicada a actrices dramáticas. Estas estrellas expresaron durante la edición, sus pensamientos alrededor de la polémica que ha invadido a Hollywood en torno al acoso sexual y las conductas inapropiadas.

Todas coincidieron en que es muy difícil ser mujer dentro de la industria del entretenimiento, ya que constantemente suelen ser víctimas de agresiones verbales o incluso físicas, como fue el caso de Lawrence, quien expresó que ha sido “castigada” por oponerse a quienes están liderando los proyectos, productores o directores.

“Una vez pasé por ello, cuando realmente tomé la decisión de enfrentarles y defenderme. Iba al baño en el trabajo y uno de los productores me detuvo y me dijo: Ya sabes, podemos escucharte por el micrófono, has sido realmente ingobernable”, manifestó la protagonista de Mother!

“Lo cual no era verdad. Siempre me he comportado a la altura, pero mi trabajo se vio amenazado porque el director me dijo algo insultante y yo le respondí: No seas enfermo. No puedes hablarme así. Por ello fui castigada y sentí miedo de no ser contratada otra vez. Fue difícil y una pesadilla”, confesó Jennifer.

Ante esta problemática, Chastain exclamó que “Hollywood necesitaba cambiar” y que la sociedad necesitaba cambiar su pensamiento de querer culpar a las víctimas y sobre todo, que el mayor grado de responsabilidades ante un acontecimiento recaigan sobre las mujeres, ya que afirmó que el deber es enseñar a los demás a no abusar de sus poderes.

Otro de los puntos que las actrices Emma Stone y Allison Janney resaltaron, fue “la presión de mantenerse siempre perfectas” y que cada una de ellas se sentían juzgadas cada vez que tenían una aparición en público.

Recordemos que las críticas hacia los procesos de trabajo y demandas sobre acoso sexual en Hollywood empezaron después de que se conociera que Harvey Weinstein abusaba y acosaba sexualmente a las actrices con las que trabajaba.

Tras ello, una ola de productores, directores y actores han sido demandados y acusados de abusar de su poder sobre las mujeres en la industria.