Boom!

¿Por qué los Avengers han tenido tantos fracasos amorosos?

Todos amamos y sabemos que los Avengers son nuestros superhéroes favoritos en la vida, quienes representan todo lo bueno, lo humano y lo real de unos personajes que han logrado conectar con distintas generaciones gracias a un universo que los ha compilado para nuestro disfrute. Si bien han salvado al planeta de las más terrible amenazas, no han tenido la misma suerte en el amor, debido a que han sido varios sus fracasos.

A lo largo de todo el Universo Cinematográfico de Marvel hemos visto cómo esto personajes han tenido que lidiar con el amor, son pocos los que han podido superar con éxito esta prueba. Pero algo que hemos notado es que la razón principal por la que hemos visto a nuestros vengadores tener tantos fracasos en el amor es la muerte.

¿No nos creen? Acá les tenemos varios casos que soportan esta teoría.

Peter Quill y Gamora

Cuando los conocimos en Guardianes de la Galaxia, Gamora no mostraba las más mínimas intenciones de enamorarse de un tipo como Quill, pero él sí quedó hechizado por ella desde el momento en el que la vio. Tras la consolidación de su relación en la segunda película, llega Infinity War donde Thanos asesina a Gamora para obtener la Gema del Alma. Quill al enterarse de esto tira por la borda la oportunidad que tuvieron los Avengers para poder derrotar a Thanos.

Ahora veremos cómo se termina de desarrollar esta historia, teniendo en cuenta que la nueva Gamora quedó decepcionado al ver el personaje de cual se enamora. Primer fracaso amoroso.


Scarlet Witch y Visión

En algún punto entre Civil War e Infinity War, los dos héroes estrecharon lazos e hicieron oficial su relación, pero tienen incluso menos escenas juntos que los Guardianes. Llama la atención que para los fanáticos esta es una de las parejas más queridas y celebradas, teniendo en cuenta lo poco que hemos visto de su relación.

Otro fracaso en el amor nuevamente llega al Wanda tener que matar a Visión para poder destruir la gema de su frente.


Thor y Jane Foster

Acá la muerte también fue determinante, pero no porque el personaje haya muerto sino porque los guionistas de las películas de Thor, dejaron morir lentamente a Jane al no darle mayor importancia más que ser el interés amoroso del Dios del Trueno.

Afortunadamente el regreso de Natalie Portman para Thor: Love and Thunder promete cambiar esto y que finalmente veamos a uno de los vengadores lograrlo en el amor, para que logre salir de esta lista de fracasos.


Natasha Romanoff

A nuestra viuda negra la han colocado como el potencial interés amoroso de una buena parte de los superhéroes. En la primera cinta de Los Vengadores, su amistad con Hawkeye se rumoreó que podía llegar a ser algo más, aunque esas intenciones desaparecieron cuando se descubrió a su familia secreta. En Capitán América: Soldado de Invierno, la tensión entre ella y Steve Rogers era más que obvio, aunque el Capi seguía pensando en Peggy y aquel vínculo terminó siendo de amistad.

En Avengers: Age of Ultron un repentino interés de la espía por Bruce Banner nace de la nada al comienzo de la cinta. Superado el shock inicial, sus interacciones en pantalla son tiernas y cariñosas y empezamos a ver que quizá sí tienen algo en común: los dos se ven a sí mismos como monstruos, él gracias a Hulk y ella por su pasado como asesina serial.

Finalmente vemos cómo en Endgame nuevamente los sentimientos entre ella y Hawkeye quedan en evidencia tras el sacrificio de Nat para obtener la Gema del Alma. Clint tenía una familia por la cual velar mientras que ella no, por lo que prefirió ser ella a que se sacrificara en un acto de amor para quienes fueron sus fracasos amorosos.


Tony Stark y Pepper Pots

Si bien Tony y Pepper lograron construir su familia y vivir su amor, lamentablemente no fue para toda la vida porque similar a los casos anteriores, el sacrificio de morir por que la otra persona viviera fue lo que prevaleció al final en la historia de ambos.

Solo esperemos que en el futuro de Marvel nuestros héroes puedan tener los finales felices que siempre hemos visto.