Boom!

La verdad detrás del video de Beyoncé que alteró a la BeyHive

Los artistas, así como nosotros y la BeyHive, tienen sus equipos preferidos en cualquier deporte. Beyoncé y Jay Z no son la excepción, y en esta ocasión fueron invitados al Game 3 de las finales de la NBA, juego en el que Golden State Warriors y Toronto Raptors se disputan el preciado trofeo.

Y fue precisamente en ese juego donde se generó la polémica, pues en las redes sociales se volvió viral un clip en el que se veía a Jay Z hablando con una mujer y Bey estaba en medio de ambos con cara de pocos amigos. De inmediato, la BeyHive se alteró y activó su zumbido.

El fandom de Queen B empezó a lanzarle hate a la mujer, pues creyeron que Beyoncé estaba siendo ignorada por culpa de «una intrusa» y Jay Z contribuyó a eso.

Nada es lo que parece; todo se salió de contexto y te vamos a explicar cuál es la verdad del video en cuestión.

 


¿Beyoncé celosa? + Beyhive en acción = descontrol

Podemos decir que la culpa de todo la tuvo ESPN, quien posteó el video y eso bastó para alborotar la colmena, que no se paró ni un momento para pensar quién era la mujer, quien en realidad es Nicole Curran, la esposa del dueño de los Warriors, Joe Lacob. 

Nicole habló con Ramona Shelburne, escritora senior de ESPN, le expresó su molestia por el «incidente«», y aseguró que no tenía idea alguna de que existiera una controversia hasta que llegó a casa y se dio cuenta de que había recibido amenazas de muerte de parte de los fans de Beyoncé.

Curran simplemente le preguntó a Jay qué bebidas querían, Bey pidió agua y Jay quiso vodka. Fue inevitable que se acercara al cantante de Empire State of Mind para confirmar si quería lima en su bebida, pues hacía mucho ruido en la arena.

Al ver que estaba un poco encima de ella, Bey la miró, para entender de qué iba todo, y cuando notó que la conversación era con su esposo. Quizá se molestó porque pidió vodka o tal vez fue porque no le gustó algo que vio en el juego, pero Queen B no estaba celosa.

«No había hostilidad (entre Beyoncé y ella). Estaba tratando de ser una buena anfitriona. Nunca había experimentado el acoso cibernético de esta manera. No puedo creer que nuestros jugadores pasen por esto, que los niños pasen por esto», dijo Nicole.


Más love menos hate

«Todos deberíamos ayudarnos y apoyarnos mutuamente» fue el mensaje que dejó Curran en Instagram junto a una foto que muestra cómo arregla el cabello de Bey. Probablemente Nicole hizo el post para dar a entender que todo estaba bien con la power couple, pero los fans no compraron su foto y empezó a enviar zumbidos (emojis de abejas).

Ante esto, Curran respondió «Escucha colmena. Yo respeto a Queen B, ¡La amo! Hablé con su marido dos veces esta noche. Primero, para tomar un pedido de bebidas para los dos cuando llegaron, ya que eran nuestros invitados». Después de tantos mensajes de odio, Nicole cerró su cuenta de IG.

Por el lado de Beyoncé está Yvette Noel-Schure, su publicista, quien se dirigió a la BeyHive para detener el hate que estaban «vomitando» en nombre de la cantante de Formation.

«Hoy estoy mirando hacia atrás, al comienzo de la gira OTRII, hace un año. Fue un lugar de alegría, entretenimiento inimaginable de dos de los mejores artistas del mundo y un lugar de amor ”, dijo. Yvette.

Recalcó que «todos los días en esa gira vi el amor. Por eso también quiero hablar aquí con la bella BeyHive», y seguidamente explicó que, aunque el amor de los fanáticos por Beyoncé «es profundo», ese mismo amor «debe darse a todos los humanos».  Asimismo, agregó que «no traerá alegría a la persona que amas tanto si vomitas odio en su nombre. Te amamos».

Todo se debió a que las personas sacaron de contexto lo que se vio en el video. Al final de todo, el mensaje de Yvette fue un claro reminder de que el amor siempre debe anteponerse al odio.