Música

La historia de cómo Jon Schaffer de Iced Earth, le dio origen al «Schaffer Neck»

Era 1996 y Jon Schaffer, de Iced Earth, estaba en su momento de gloria durante un concierto en Berlín. El headbanging es un movimiento seguro si vives en el mundo del heavy metal y el rock, pero en exceso -como todo en la vida-, puede ser perjudicial para la salud, y eso es algo que Jon sabe bien.

El músico estadounidense le dio vida a lo que hoy en día se conoce como Schaffer Neck (Cuello de Schaffer), desde que el headbanging extremo le provocó una lesión de cuello y posteriormente varias operaciones.

 


Schaffer Neck

Lo de Jon escaló a una condición médica del cuello que resulta de períodos prolongados de golpes extremos de cabeza. Los síntomas incluyen la incapacidad para girar la cabeza, dolor intenso al asentir y sangrado ocasional en la zona.

El headbanging nació en 1968, cuando Led Zeppelin tocaba un set en el Boston Tea Party en su primera gira por los Estados Unidos. La audiencia de las primeras filas enloqueció y golpeaban sus cabezas en el escenario a tiempo para la música, a eso se le llamó «Headbanger».

Desde entonces y a través de los años, ser un headbanger se vio ligado a la movida del rock y el heavy metal. Pero este «baile» tiene sus consecuencias y hasta puede afectar al cerebro.

Diagnóstico

Ahora bien, volviendo a Jon, él fue el pionero, quien originó el Schaffer Neck. No obstante, no es algo de lo que se alegre, ya que tiene que vivir con las consecuencias de esta condición que lo han llevado a cancelar conciertos. En 2017, le contó a PlanetMosh sobre cómo había ido su recuperación desde la primera cirugía:

«Está mucho mejor ahora (…) Siempre va a ser un problema porque una vez que sucede este tipo de cosas está ahí, te lo hace saber.»

Dijo que el dolor era tan terrible que llegó a afectar de forma insoportable a su mano derecha. Además, relató que estar en los asientos del avión durante horas, «no es bueno cuando tienes este tipo de situación». Y para sorpresa de muchos, a Jon le pronosticaron de ocho a diez cirugías. Según él, está muy seguro de que habrá otra intervención.

No es el único

Tom Araya tuvo exactamente las mismas cirugías que Schaffer. A la lista de headbangers lesionados se suman Jason Newsted (ex Metallica) y Dave Mustaine (Megadeth). Pero Jon dice que muchos otros artistas han sufrido este mal por «el comportamiento anterior de nuestras vidas pasadas».


Para toda la vida


Schaffer dijo a Cryptic Rock en 2018 que los problemas con su cuello siempre van a estar ahí, toda la vida, pero que actualmente se está llevando bien con su padecimiento. Sin embargo, resaltó que los vuelos largos y los viajes constantes «son los factores más importantes que empeoran los problemas».

Jon es el último miembro original que resta de la banda que se creó en 1985 (antes Purgatory) y, pese a su dolor en el cuello, él sigue trabajando con Iced Earth y sus demás proyectos.

Postdata: Sabemos que te gusta el heavy metal y sus derivados, ¡pero cuidado con el hedbanging!