Música

¿Cuál es la historia de “Baby Shark” y cómo se hizo viral?

El año pasado, una canción para niños titulada Baby Shark se volvió tan viral que provocó un extraño challenge entre niños y adultos. Y es que solo basta con oírla una sola vez para quedarte hipnotizado.

Actualmente la pista se sitúa  en el puesto No. 32 el el Top 40 de Billboard Hot 100. ¿Pero cuál es la historia detrás de este éxito viral? Ya lo sabrás, y de entrada te decimos que es un poco complicada.


¿Cómo nació Baby Shark?

La canción nació en 2015 y un año después se actualizó para convertirse en lo que es hoy en día. No obstante, la pista tiene sus referencias o antecedentes.

Hay una versión en Francia llamada Bebe Requin y en Alemania llamada Kleiner Hai y esta última le concedió la fama a Alexandra Müller, su versión recibió un remix techno y se convirtió en un éxito viral en su país.

Ya en este punto el clima comienza a calentarse, pues a la pegajosa rola infantil le surgieron varios autores, y las demandas empezaron a llegar.

Johnny Only, un músico infantil aseguró ser el creador de Baby Shark. Dijo que cambió la letra para que sea más amigable para los niños y transformó la versión cantada:

“Agregué mi estilo musical, un puente, ritmo de conducción, guitarra, ondas y cambio de tempo.”

Por su lado, PinkFong, una productora de entretenimiento para niños (similar a Nickelodeon) en Corea, declaró que simplemente tomó una vieja canción de cuna y le añadió ritmos pegadizos:

“Nos centramos en encontrar rimas que sean fáciles de cantar para los niños (…) le damos importancia a la facilidad con que la rima es para que los niños la canten, y lo natural que sería cuando la rima la pronuncian realmente los niños.”


Rompiendo Internet

Aunque Only, quien no tenía idea de la existencia de los derechos de autor, lanzó primero la canción, fue PinkFong la que obtuvo el golden ticket. La compañía cree que realmente se volvió viral cuando los adolescentes y adultos comenzaron a hacer el #BabySharkChallenge.

Baby Shark es la forma en la que la compañía coreana trató de introducir el K-Pop para niños, y sin dudas lo logró. La melodía y los movimientos divertidos ayudó a que consumara el éxito.

Jhonny Only se está perdiendo de hasta el más mínimo centavo que pudo ganar, pero que en su lugar es PinkFong la que está haciendo llover el dinero, y el resto es historia. Baby Shark rompió Internet y se quedó para monetizar.

La canción está clasificada como No. 1 en música para niños en iTunes, Apple Music, Google Play y Amazon y además es No. 33 en la lista de videos de YouTube más vistos de todos los tiempos.

Así que ya saben, protejan todo lo que pueda salir de su mente. Nunca saben en qué momento alguien haga algunas “modificaciones” y luego se vuelva viral.

Con información de Mel Magazine.