Cine & TVOMG

Todas las drogas que Disney insertó discretamente en «Alicia en el País de las Maravillas»

El maravilloso mundo de Disney siempre se ha caracterizado por capturar no solo a la audiencia infantil sino a un gran número de personas sin distinción de edad, religión o sexo; en sus películas muestran mundos e historias dignas de los cuentos de hadas que enamoran hasta al corazón más frío.

Sin embargo, algo que la industria omite ante el mundo es que muchas de sus historias supuestamente originales no son más que versiones amigables de cuentos mucho más oscuros; un ejemplo claro está en Enredados (2010) o lo que para los efectos, es una versión muy poco realista de lo que realmente fue la verdadera historia de Rapunzel.

Para que tengan una idea, en la versión original, el pretendiente de Rapunzel queda ciego, sin lengua y comido por cuervos luego de haber sido lanzado desde lo más alto de la torre.

Luego de saber esto, no sería sorpresa saber que Disney ha hecho lo mismo con otras producciones; por lo que, Alicia en el País de las Maravillas no sería la excepción. La verdadera historia detrás de Alicia, lejos de ser tierna, está altamente relacionada con la pedofilia. Todo comenzaría cuando Charles Lutwidge Dodgson, mejor conocido como Lewis Carroll, conoció a la familia de Henry Liddell y a su pequeña y encantadora hija, Alice (Alicia en español).

El escritor quedó tan maravillado con la pequeña que escribió un libro muy peculiar en donde la niña vivía aventuras fantásticas. Evidentemente la idea le encantó no solo a la pequeña sino a toda su familia. El único problema es que Lewis comenzó a crear un nexo íntimo muy peculiar con la pequeña conforme escribía la historia.

Incluso, hay quienes dicen que le tomaba fotos desnuda a ella y a otras niñas; de hecho, en un el documental de la BBC, El Mundo Secreto de Lewis Carroll, hay un debate abierto sobre la naturaleza sexual del escritor.

Sin embargo, aquí no hemos venido a hablar de todas las perversiones de Lewis sino de lo que Disney no quiere que sepas sobre su película estrella, Alicia en el País de las Maravillas. Sentimos arruinar tu infancia con esto pero es necesario; a continuación, te mostramos algunas de las drogas ocultas dentro de la película y que posiblemente no hayas descubierto antes.


Alcohol

¿No te ha pasado que luego de tomar mucho haces algo que nunca harías estando sobrio? Ese es el efecto de «elevamiento» que hace el alcohol y que se ve reflejado en el crecimiento de Alicia luego de tomar un poco de la sustancia.


Cocaína

No es coincidencia que este «accidente» ocurra en la mesa del Sombrerero Loco, quien extrañamente era el amo de la hiperactividad. Sin duda, sería un dealer muy fuera de lo común.


Hongos Alucinógenos

No es extraño que luego de lamer un poco de esto, los flamingos se conviertan en palos de cricket y los erizos en perfectas pelotitas de juego.


Opio

Esto no debería requerir explicación alguna… lo que sí está claro es que si este tipo de escenas hubieran sido lanzadas hoy en día, la película habría sido todo un escándalo.


Metanfetaminas

¿Acaso creían que los ojos rojos, la desorientación y la rápidez con la que se dirigía el conejo blanco a todos lados era solo porque «iba tarde»?


Marihuana

En paz y en armonía con la madre naturaleza, ¿o no, Alicia? Después de todo, hasta hablas con las plantas.