Cine & TVOMG

Seis errores en entregas pasadas de «Halloween» que deberían omitirse en el nuevo reboot

Halloween es posiblemente una de las películas más conocidas en el mundo; la obra maestra de 1978, creada por Carpenter, nos relata la historia de un hombre que persigue a una niñera mientras usa una máscara que inflige terror a quien la mira. A pesar de que la temática es una sencilla modalidad «gato y ratón», sigue siendo una película que le pone los pelos de punta a más de uno, sin importar la edad.

No obstante, hubo algunas variaciones en las secuelas anteriores que pudieron cambiar considerablemente la mirada de muchos ante el film. Algunas de ellas, buenas adaptaciones, mientras que otras son y seguramente seguirán siendo la pesadilla que todo fan no quiere que se repita en la entrega de 2018.


Un modelo definitivo de máscara

Como se sabe, la primera máscara fue una adaptación de látex con base en el rostro de el actor William Shatner o mejor conocido como Captain Kirken en Star Trek, solo que fue rociada con spray blanco y modificada para fines del film

Luego, las presentaciones de las máscaras fueron cambiando conforme se lanzaban las otras películas de la misma franquicia, no obstante eso no cambiaría el hecho del gran error que se cometió con Halloween 5, pues la máscara lejos de parecer hecha para una película, carecía de detalles y esto fue algo que molestó mucho a los fans en su momento.

Para fortuna de muchos, en esta venidera entrega de Halloween para 2018, prometieron que la máscara sería una prioridad; esto queda evidenciado con el review lanzado hace poco en el cual muestran una apariencia más grotesca con respecto a la máscara y esto se debe a que se inspiraron en el aspecto actual del actor William Shatner, quien actualmente está rondando los 87 años de edad.


Menos es más

Muchos de los fans se quejaron en otras oportunidades ya que las secuelas iban distorsionando al asesino, hasta el punto de hacerlo ver como un enfermo que solo buscaba matar desenfrenadamente; en la mayoría de las críticas se conoció que lo que más incomodaba era el hecho de que, lo que empezó como una trama de suspenso ahora parecía de todo menos lo que llegó a ser alguna vez.

Y nuevamente, para fortuna de todos, los actuales responsables de Halloween 2018, Danny McBride (escritor)  y David Gordon Green (director) prometieron ir con base en las raíces originales de la película y dejar de lado todas esas matanzas sin sentido.


Nada de Kung Fu, por favor

Es una película que debería ser caracterizada por el arte del suspenso y no por mostrarnos una pelea acalorada de quien tiene más habilidades en Kung Fu. Sí, esto es contigo Halloween: Resurrection.


No obvien a John Carpenter

Es importante recordar que sin él no existiría la famosa película de terror; no por nada es conocido como el maestro del horror; entonces, ¿por qué obviar sus observaciones ante las películas?

Puede parecer obvio pero lo cierto es que en las entregas pasadas de Halloween hubo muchas incoherencias que pudieron haberse evitado si las cosas se hubieran hecho al pie de la letra y con la mirada de Carpenter.

Irónicamente estas variaciones sin supervisión de John habrían sido con el objetivo de darle giros a la historia original y así conseguir más dinero por parte de las audiencias, lo curioso es que lo que atrajo no fueron audiencias sino oleadas de críticas. Afortunadamente, en la próxima entrega de Halloween, todo está bajo la supervisión de John Carpenter.


Sobre los personajes altamente detestables

Muchos fueron los momentos de agonía por parte de los fans en la entrega de Halloween de 2007, ¿la razón? Algunos personajes eran todo lo contrario a profundos, en realidad eran muy básicos y molestos. Después de todo, ya es lo suficientemente molesto ver el giro que se le dio a Laurie Strode, que en lugar de ser una joven normal no es más que una bulliciosa chica que llora en la mayoría de la trama.


Nada de incoherencias

La entrega de Halloween III de 1982 habría sido una de las que más baja receptividad tuvo; la ausencia de la protagonista del Halloween de 1978 y la ausencia del mismísimo Myers habrían hecho que muchos esperaran hasta el final de la trama para poder verlos, evidentemente sin éxito.

Esto fue algo que generó una gran molestia para los espectadores, después de todo, nadie esperaría una película de la franquicia en donde prefieran poner a máscaras de brujas, calabazas y esqueletos asesinos en lugar de guiarse en la legendaria joya de 1978.


Es un alivio que la mayoría de estos errores se vayan a desvanecer al momento de estrenarse la nueva entrega de Halloween, que por cierto, no contará como una secuela de las otras películas que no tuvieron éxito. Según los responsables de la trama, esta irá más enfocada en darle continuidad a lo que fue la película original de 1978.