Boom!Música

¡Así fue la emotiva presentación de Kesha en los Grammys!

En la entrega de los Grammys 2018, una de las presentaciones más conmovedoras de la noche fue la de Kesha, interpretando Praying, canción que se ha convertido en himno de esperanza para las víctimas de abusos sexuales.

La cantante pop apareció acompañada de Cyndi Lauper, Camila Cabello, Julia Michaels, Andra Day y Bebe Rexha, todas vestidas de blanco. Al finalizar, no solo Kesha estaba en llanto, toda la sala se conmovió, ovacionaron a la artista y sus compañeras la animaron con un abrazo grupal.

Desde 2014 Kesha se encuentra en una batalla legal con su ex productor, Lukasz Sebastian Gottwald, mejor conocido como Dr. Luke, a quién acusa de múltiples delitos como discriminación laboral, angustia emocional, abuso físico y sexual.

En dicha demanda, la cantante también pidió a los tribunales que se le permitiera romper su contrato discográfico. Pero Dr. Luke presentó una contrademanda, alegando que se estaba difamando su imagen y negando rotundamente las acusaciones en su contra.

Esta batalla legal impidió que Kesha pudiese realizar nueva música hasta el año pasado, cuando por fin pudo lanzar su disco Rainbow y su emotivo sencillo Praying. Meses después de su lanzamiento, el movimiento #MeToo le brindó total apoyo al igual que artistas como Lady Gaga, Pink y Kelly Clarkson.

“Cuando escribí la canción, sentí como si me hubiera deshecho de mucho peso. Se sintió como una victoria para mí misma, un paso más cerca a la sanación”, comentó en sus redes sociales.

Aunque la cantante no ha confirmado si la canción trata sobre sus luchas legales, ha sido muy abierta sobre la depresión que experimentó y la vulnerabilidad que muestra en su reciente trabajo. Sin duda, su nuevo álbum tiene un mensaje de valentía, fuerza y esperanza para las mujeres, que movimientos como #MeToo y Time’s Up necesitan.

Aquí les dejaremos su presentación en la noche de los Grammys y la traducción de su sensible canción:

Bueno, casi me engañaste por completo,
me dijiste que no era nada sin ti.
Oh, pero después de todo lo que has hecho,
te puedo dar las gracias por
lo fuerte que he llegado a ser.

Porque tú trajiste las llamas,
y me hiciste pasar un infierno.
Tuve que aprender a luchar por mí misma,
y ambos sabemos toda la verdad que podría contar.
Lo que diré será solo esto:
te digo adiós.

Espero que estés en algún sitio rezando, rezando.
Espero que tu alma este cambiando, cambiando.
Espero que encuentres tu paz,
de rodillas, rezando.

Estoy orgullosa de quien soy.
No más monstruos,
puedo respirar de nuevo.
Y dijiste que yo estaba acabada,
pues estabas equivocado,
y ahora lo mejor está todavía por venir.
Porque puedo salir adelante yo sola,
y no te necesito.
Encontré una fuerza que nunca había conocido.
Me han rechazado,
me han quemado.
Cuando acabe,
ellos ni siquiera sabrán tu nombre.

Tú trajiste las llamas,
y me hiciste pasar un infierno.
Tuve que aprender a luchar por mí misma,
y ambos sabemos toda la verdad que podría contar.
Lo que diré será solo esto:
te digo adiós.

Espero que estés en algún sitio rezando, rezando.
Espero que tu alma este cambiando, cambiando.
Espero que encuentres tu paz,
de rodillas, rezando.

Oh, a veces,
rezo por ti por la noche.
Algún día, tal vez verás la luz.
Oh, algunos dicen, en la vida
vas a recibir lo que das.
Pero hay algunas cosas que solo Dios puede perdonar.

Espero que estés en algún sitio rezando, rezando.
Espero que tu alma este cambiando, cambiando.
Espero que encuentres tu paz,
de rodillas, rezando.