Boom!Música

Conoce la profunda historia detrás de «Zombie», la canción más famosa de The Cranberries

Hay muchas canciones emblemáticas que coreamos sin realmente saber el significado de sus letras. Por ello, hoy te contamos la poderosa historia detrás de Zombie, uno de los más grandes éxitos de The Cranberries que fue lanzado en 1994 y que además nació por una buena causa y del pensamiento de Dolores O’Riordan, la voz de la banda y de la que lamentablemente vimos partir, aún a corta edad.

Durante una entrevista, O’Riordan afirmó que Zombie habla sobre «la lucha irlandesa por la independencia que parece durar para siempre». Las letras incluso dicen: «Es el mismo viejo tema desde 1916», tal como lo percibía la cantante.

El IRA (Irish Republican Army) es un grupo militante que estaba decidido a eliminar las tropas británicas de Irlanda del Norte y esta canción se inspiró a raíz del bombardeo que realizó esta unión armada en Warrington, Cheshire, Inglaterra, el 20 de marzo de 1993. Lugar donde dos niños, Jonathan Ball y Tim Parry, fueron asesinados.

Al igual que los trabajos receptivos de Yeats, Heaney y U2, The Cranberries afirman que escribieron Zombie para ser una «canción por la paz, la paz entre Inglaterra e Irlanda».

Este tema adoptó una posición en contra de las muertes de los inocentes, especialmente los niños y este fue el punto que más impactó a O’Riordan. Es por ello que en cada escenario donde cantaba la canción decía que «los niños son el futuro del mundo, no entiendo como alguien quiere hacerles daño».

Sin embargo, al aventurarse en la contienda política, el grupo creó una gran controversia. Esto no sorprendió a O’Riordan: «Sabía que ese sería el ángulo de la canción, porque era controvertido», comentó la cantante durante una entrevista.

«Pero, supongo que lo que sí me sorprendió fue el éxito de la canción. No sabía que iba a ser tan exitoso», agregó.

Tras esta iniciativa, The Cranberries se perpetuó en el mundo de la música y se convirtió en una de las bandas más llamativas, perspicaces e interesantes durante su auge en los noventas. Varias canciones quedaron para la eternidad, pero en especial Zombie, el ejemplo de que en algún momento de esta industria, las letras se basaban en el pensamiento, la reflexión y podían tener en ellas sentido y propósito.