Boom!Música

La autopsia de Chester Bennington revela que no estaba bajo la influencia de las drogas cuando murió

TMZ ha notificado en su último reporte que la sangre del cantante de Linkin Park resultó ser, presuntamente, positiva para MDMA (éxtasis). Pero dos pruebas posteriores no detectaron la droga, así que como conclusión final, Chester no estaba bajo la influencia de ninguna droga cuando murió.

Los detalles sobre el trágico suicidio de Chester Bennington se han precisado, ya que TMZ dio los resultados del informe toxicológico de Bennington. Según el reporte, Chester tenía una pequeña cantidad de alcohol en su sistema.

Las autoridades en la escena descubrieron una botella de Zolpidem, una forma genérica de Ambien. También había un vaso con cerveza (Corona) y una botella vacía de Stella Artois.

Los informes indicaron que fragmentos de una uña de Bennington fueron encontrados debajo de su iPhone, así como también bajo una mesa del dormitorio. Según Talinda Bennington (viuda), se debía a un tic nervioso cada vez que se ponía ansioso.

También se afirmó que Bennington tenía una larga historia de depresión y contaba con varios intentos de suicidio.

Lo extraño es que un mes antes del accidente, comentó a sus amigos que ya llevaba 6 meses sobrio.

Bennington se ahorcó el pasado 20 de julio en su casa, y no dejó una nota de suicidio sino una presunta biografía escrita. Desde entonces, muchísimas bandas han rendido tributo al cantante, incluso se realizó un gran concierto en su nombre el pasado mes de octubre, donde estuvieron Oli Sykes, Korn, Machine Gun Kelly, Blink-182, y otros músicos que se unieron en memoria de Chester.

El tributo tiene una duración de aproximadamente tres horas, échale un vistazo a continuación: