Música

5 razones por las que HAIM es el presente y futuro del pop rock mundial

 Déjense de tonterías. En pleno 2017 es hasta ofensivo de que se sorprendan de que una banda de puras chicas pueda hacer música increíble.

Las chicas de HAIM han luchado por quitarse esa etiqueta de “banda de chicas” y ha sabido colarse entre los nombres a observar de una industria discográfica que necesita un artista que sirva de equilibrio entre el pop y el rock mainstream.

Teniendo en cuenta ese espectro de trabajo, las hermanas Este, Danielle y Alana Haim están aprovechando todas sus oportunidades para lograrlo de verdad en la música a nivel global y nos aventuramos a decir que son el presente y futuro del pop rock a nivel mundial.

Como nos gusta sustentar statements así de potentes con argumentos, traemos una serie de razones que dejan patente nuestra tesis:

1- Poder de disquera y management + talento

En el mundo de la música hay dos cosas que te pueden llevar más cerca de una carrera exitosa. La primera es tener una disquera y un manager que se encargue de la administración de tu trayecto musical, y la segunda, más importante aún, es tener el talento para respaldar el dinero y tiempo invertido en ti. Por fortuna, las chicas de HAIM tienen de las dos.

Primero que nada, son manejadas por Roc Nation, grupo dirigido por el magnate JAY-Z, que también lleva la carrera de artistas como Rihanna, Demi Lovato, o DJ Khaled, entre otros.

Sumado a eso, tienen el apoyo de Polydor Records (filial de Universal en Inglaterra) y Columbia (Sony en Estados Unidos) quienes magnifican el alcance del trío de hermanas más que cualquier sello independiente y eso es innegable.

2- Canciones pegajosas

Nos podemos guiar nada más por los sencillos promocionales The Wire, Falling, If I Could Change Your Mind, Want You Back y Little of Your Love. Los retamos a escuchar estas canciones en fila y no pasar toda la tarde tarareando alguna de ellas.

En el mundo de la música mainstream, lograr esto con tus canciones y que estas suenen en la radio con frecuencia, ya es algo realmente importante. Si a eso sumamos un esfuerzo para tener visibilidad en sites musicales y todos los servicios de streaming posibles, estamos delante de un posible éxito viral, como sucedió en su momento cuando la banda presentó el videoclip de The Wire, que ya tiene 14 millones de reproducciones desde su lanzamiento en 2013. Algo que no está nada mal para una banda que hace 5 años nadie conocía.

3- Versatilidad e influencias

Desde íconos como Fleetwood Mac y George Michael, a TLC y Destiny’s Child. En la música de HAIM encontramos una paleta disímil de influencias que se ve plasmada en su crecimiento como banda y como personas.

Criadas desde muy temprano con una dieta de Beatles, MoTown y Santana, el trío juega con su bagaje musical y se permite experimentar pasando de una canción netamente influenciada por el pop de George Michael, a otra inspirada por el synthpop de los ochenta, y de repente salen con un tema que, con otra letra, pudiera ser interpretado por Rihanna.

Eso sin mencionar sus coqueteos con el hip hop, llegando incluso a hacer un tema con el cotizado rapero A$AP Rocky, donde admiten la influencia que ha tenido la música de Timbaland en su vida:

Esa capacidad de mimetización y el hecho de no estar ligadas a un estilo musical y aún así lograr que su música no sea un pastiche, les garantiza una carrera divertida donde no hay espacio para repetición y difícilmente les saldrá un disco igual al anterior.

5- Respaldo

Si tienes a productores cotizados como Ariel Rechtshaid (Vampire Weekend, Usher) y James Ford (Arctic Monkeys, Florence + the Machine) produciendo y grabando tus álbumes, ya habrá un grupo de gente que te prestará atención. Si te maneja Roc Nation y estás firmado con dos de las disqueras más grandes del mundo (una en Estados Unidos y otra en Inglaterra, los dos mercados anglo más importantes del mundo), probablemente muchísima más gente tenga contacto con tu producto musical.

Pero este no es el único respaldo importante que tiene la banda. A sus espaldas tienen el hecho de que Paul Thomas Anderson trabajó con ellas haciendo un venidero cortometraje musical llamado Valentine (del que ya tenemos un adelanto). Esto puede significar poco para muchos, pero que un director de este nivel, que solo ha hecho videoclips para Radiohead, Joanna Newsom, Fiona Apple, Michael Penn y Aimee Mann trabaje contigo, sí tiene algo de peso.

Sin contar un montón de presentaciones en los festivales más cotizados del mundo (Glastonbury, Lollapalooza, Coachella…), donde las chicas han dejado muy buena impresión.

Han girado con Taylor Swift, Kesha y Edward Sharpe & the Magnetic Zeros, además de que participan en un track del cuarto disco del productor Calvin Harris, y grabaron con Stevie Nicks una nueva versión de un clásico de Fleetwood Mac, dejando maravillada a la legendaria cantante.

También aportaron un tema para la banda sonora de las exitosas películas de dos franquicias distópicas: The Hunger Games: Mockingjay, Part 1 y The Divergent Series: Insurgent.

Como si fuera poco, fueron nominadas en 2015 a los Premios Grammy como Mejor Artista Nuevo, que aunque no ganaron, les acerca a un sitial importante en el futuro de la música pop en Estados Unidos.